Quintana se proclama vencedor de la Etapa 9 del Giro de Italia y se viste de rosa

El colombiano Nairo Quintana (Movistar) ganó en solitario la novena etapa del Giro de Italia, este domingo en la llegada en alto de Blockhaus, haciéndose con la ‘maglia rosa’ de líder de la prueba. Quintana, que toma el primer puesto que tenía desde el martes el luxemburgués Bob Jungels (Quick-Step), llegó con una ventaja de 24 segundos sobre el francés Thibaut Pinot y el holandés Tom Dumoulin, segundo y tercero respectivamente. En la general, Quintana tiene 28 segundos de ventaja sobre Pinot y 30 respecto a Dumoulin. El ganador de la última edición de la carrera, el italiano Vincenzo Nibali, que sufrió mucho en la subida final para entrar quinto en meta a 1 minuto, quedó en quinta posición en la general, a 1 minuto y 10 segundos. La etapa quedó marcada por una caída masiva cuando se iniciaba la ascensión a Blockhaus, a unos 14 kilómetros de la meta.

Clasificación general:

.1. Nairo Quintana (COL) Movistar 42h:06:09

.2. Thibaut Pinot (FRA) Francaise a 28

.3. Tom Dumoulin (HOL) Sunweb a 30

.4. Bauke Mollema (HOL) Trek a 51

.5. Vincenzo Nibali (ITA) Bahrain a 1:10

.6. Domenico Pozzovivo (ITA) Ag2r a 1:28

.7. Ilnur Zakarin (RUS) Katusha a 2:28

.8. Davide Formolo (ITA) Cannondale a 2:45

.9. Andrey Amador (CRC) Movistar a 2:53

.10. Steven Kruijswijk (HOL) Lotto Jumbo a 3:06

ETAPA 10 (Foligno – Montefalco)

La etapa 10 se correrá este martes 16 de mayo, ofrece un tramo recto y llano seguido de ascensos y descensos. Se sale de Foligno, que por séptima vez será sede del Giro, se entra en calles rectas de anchura media por más de 12 kilometros, se supera Bevagna (punto intermedio). Se comienza a subir de nuevo con media de 4/5% hasta la Madonna delle Grazie, donde la ruta sale ligeramente. Rápido descenso a San Marcos donde el recorrido vuelve a ser recto y llano. En Bastardo (curva cerrada a U) nuevo punto intermedio y empieza una ligera pendiente que llevará a Montefalco, por primera vez sede de la etapa del Giro. Últimos kilómetros en un suave ascenso. Señala en el último kilómetro un tramo en cuesta abajo de una «puerta» para remontar luego en una rampa corta y empinada hasta la recta final de 200 m sobre el asfalto en anchura 6 m.